14 dic. 2009

:) Flogers, el futuro ;)

Hace un tiempo que en Argentina surgieron nuevas "tribus urbanas" nos cansamos de ver en la television sus características, sus perfiles, sus ideales, sus integrantes y referentes, etc. Sin embargo lo que realmente me llamo la atención de todos estos informes es la tendencia que tenían a descalificar a todos estos jóvenes sin mayores inconvenientes, hasta he visto algunos programas donde se burlaban de ellos.
A grandes rasgos las tribus urbanas son las siguiente:

Flogers
Emos
Rolingas
Cumbieros

Cada una de estas tribus urbanas (hay mas, solo nombre las mas significativas y populosas) tiene características especiales:

Flogers, se distinguen entre ellos por el peinado, la ropa que usan con muchos colores, son en su mayoría alegres y tienen un baile característico.
Emos, también visten de un modo particular con peinado particular y tienen una tendencia a despreciar su propia vida y ver todo de un modo triste.
Rolingas, similar al viejo rolinga de los 90s y 80s, ropa particular, baile particular, y peinado particular.
Cumbieros, igual que el resto, ropa particular, peinado particular (con gorrita) y baile particular.

A simple vista todos parecen muy distintos ya que se distinguen por las mismas características, ropa, peinado y baile y es bien facil distinguir a simple vista a que tribu pertenece cada uno, sin embargo hay varias características que unen a todas estas tribus urbanas que aparentemente las empresas y los lideres de proyecto no están tomando muy en cuenta:

En su mayoría los que pertenecen a estas tribus son adolescentes y aun no empiezan a trabajar.
Todos los que pertenecen a estas tribus tienen tendencias serias a despreciar la autoridad y no tomar en cuenta a los lideres que no formen parte de su tribu.
Todos los que pertenecen a estas tribus son realmente colaborativos en sus proyectos, salidas, juegos, etc, solo una pequeña porción de ellos concibe el trabajo solitario y no formar parte de un grupo de trabajo, son despreciativos de los horarios estrictos.

Estas ultimas características comunes a las tribus urbanas puede ser realmente muy positiva en el futuro, desde mi punto de vista las empresas deberán cambiar su modo de trabajo, deberán tener un compromiso mucho mas fuerte con el homeworking, un compromiso mucho mas fuerte a estimular a sus empleados con buenos sueldos, buenos incentivos no monetarios ya que sino correrán serios riesgos de que el empleado renuncie.

Muchos de los informes que vi por television tienden a burlarse de estos jóvenes por su modo de vestir o algunas otras cosas, pero en ninguno de estos informes vi que realmente advirtieran un cambio a futuro. Por mi parte tengo una gran esperanza de que estos jóvenes cambien para mejor el modo de trabajo actual, ellos ya nacieron con Internet 2.0 mientras que este joven viejo de 28años tuvo que esperar a la adolescencia para tener Internet la cual era bastante pobre.

En conclusión, mas allá de a la tribu que pertenezcan los une un gran espíritu de trabajo en equipo y colaborativo, ojala que puedan cambiar el método en que hoy la mayoría de las empresas trabaja y se tienda a un mundo de trabajo mucho mas libre.

2 comentarios:

afrodita dijo...

Veras, te voy a ser muy sincera. Tengo un pequeño problema que podrás ver si pulsas en mi Nick; y con intención de solucionarlo me he ido a mi blog y allí me he dispuesto a, pulsando en “siguiente blog”, ir en busca de alguno escrito en español a quien poderle pedir la ayuda que busco.
El primero que he encontrado ha sido el tuyo; me he parado a leer tu última entrada, en la que hablas (escribes, claro) de las tribus urbanas y he encontrado que tienes muchísima razón.
Veo que eres muy joven, yo te doblo con creces la edad, pero hace mucho tiempo que vengo considerando que los puestos de trabajo, las ocupaciones en estos nuevos tiempos, y las formas de contratación han de ser, deberían serlo, muy distintas a como se ha venido haciendo en las últimas décadas.
Parece perfectamente razonable que con todas las posibilidades que ofrece internet y que cada día estas posibilidades van a ir en aumento, haciendo factible que las personas desempeñen sus trabajos desde donde más les apetezca y en el horario que a ellos más les acomode, queda fuera de lugar y de tiempo que se haga “imprescindible” acudir a una determinada hora a un lugar de trabajo concreto y vestido de tal o cual forma específica. Además, el temperamento, la forma de entender la vida y la libertad los jóvenes (que muchas veces es cierto que son denostados nada más por sus indumentarias y aspectos) tal vez está siendo una llamada de alerta a qué está pasando, qué se está haciendo erróneamente o desoyendo qué demanda, a su manera a veces un tanto incompresible y rompedora para los viejos (la gente de mi generación y aun más joven), toda una multitud de personas tal vez y muy probablemente perfectamente útiles y productivas que se está desperdiciando (y a veces incluso maleando) por algo tan pueril como es el no saber entenderla.
Pienso, por tanto, igual que tú, que sí, que esa forma distinta de entender la forma de funcionar, es muy posiblemente la vía de solucionar esta crisis que afecta a todo el planeta.
En cuanto a mi Nick y lo que quiero solucionar ni te ocupes de ello; seguro que encontraré la forma de solucionarlo; más principalmente me ha servido, de algo así como “soplo de esperanza” encontrar alguien, tan joven y con una forma de expresar tan sosegada y serena, con ideas tan inteligentes y tan claras.
Saludos

Martinhem dijo...

wow, que bueno el comentario! muchas gracias!